Back to home
Contemporary healthy magazine

Hace calor y apetece poco cocinar, pero te voy a dar un buen motivo para encender el horno en este mes de agosto. Se trata de un bol enorme de patatas horneadas, servidas con queso feta desmenuzado y salsa ajvar a base de pimientos asados. Elliot se aventuró a probar la salsa con una patata y le encantó, y yo feliz!

INGREDIENTES
unas 10 patatas cortadas en tiras
aceite de oliva
pizca de sal de calidad
pimienta
orégano o romero
queso feta
SALSA AJVAR
3 pimientos asados (limpia los pimientos, ponlos en una bandeja al horno unos 25 minutos, dándoles la vuelta a media cocción. Cuando estén blanditos y tipo ahumados, sacar del horno y dejar enfriar. Quítales piel y las semillas de dentro).
½ diente de ajo (opcional).
½ cucharita de pimentón ahumado.
2-3 cucharas de tahini o mantequilla de almendra.
sal & pimienta.
¼ cup / 35 gr de semillas de calabaza o de girasol tostadas y enfriadas.
PREPARACIÓN
Precalienta el horno a 200ºC.
Limpia las patatas y córtalas en tiras de 1-2 cm de grosor. Ponlas en un bol, añade 1-2 cucharas de aceite de oliva, sal y orégano. Mezcla bien y ponlas sobre dos bandejas de horno, con papel de hornear, sin que se toquen (así quedarán más crujientes). Hornea unos 30 minutos o hasta que veas que están cocidas y crunchys.
Para la salsa, pon todos los ingredientes en tu batidora y licúa hasta cremoso. Prueba y rectifica si ves que necesita más líquido o más sal.
Sirve las patatas horneadas con queso feta, más orégano y la salsa ajvar.
Stay updated,
sign up to our newsletter
Food to meet you.
Los lugares, productos y actividades más saludables
y originales seleccionados para ti.

Descubre toda nuestra selección...

News to feed you.
Únete a lo saludable.
Close
Buscamos piezas únicas para ti.
Suscríbete y serás el primero en descubrirlas.
Close